Este sábado se disputa el segundo partido de la semana, correspondiente a la Jornada 4 de Liga Sacyr ASOBAL 2020/21. Los jugadores del conjunto morado han vuelto a pasar el test de detección del COVID-19 por segunda vez en la semana y 72h antes del partido del sábado, cumpliendo así con la normativa fijada por el protocolo de ASOBAL de realización de test antes de cada partido.

El conjunto de Mariano Ortega se enfrenta, como decimos, este sábado 12 de septiembre al Viveros Herol BM Nava en Segovia, tras una semana cargada de entrenamientos, a la que se le añadió el partido fuera de casa contra Bada Huesca y que finalizó con una victoria del cuadro alcarreño a domicilio.

El Quabit llega a este choque tras disputar ya un partido de pretemporada frente a los segovianos. Aunque resultó en victoria entonces (27-25) en parte debido a algunas carencias por parte de los naveros, el equipo alcarreño no deberá rebajar su intensidad en ningún momento del encuentro, pues el nivel de competición de Liga, sin duda sacará lo mejor de BM Nava.

Por otro lado, tras la victoria ,más que ajustada (22-23) de anoche en la capital oscense, el Quabit muestra un gran optimismo e ilusión por lo que está por venir. En este sentido, Mariano Ortega está muy satisfecho con el nivel con el que su equipo ha comenzado la competición, pero no se relaja «después de tanto tiempo sin jugar, el iniciar la competición con victoria refuerza el trabajo que hemos hecho en pretemporada, gracias a esta  victoria sufrida y merecida. Queda mucho por trabajar pero las sensaciones fueron muy buenas».

El técnico de Esparraguera está preparado para lo que se pueda encontrar en Nava de la Asunción «todos queremos sumar puntos desde el principio. Es un equipo difícil en su pista y tenemos que preparar con poco tiempo el partido. Es cierto que el año pasado se nos escaparon los puntos en los últimos instantes, pero tenemos que mejorar gracias a esas experiencias, Nava te pone las cosas muy difíciles y hay que estar muy concentrado los 60 minutos».

Jorge Romanillos es uno de los canteranos que más relevancia ha adquirido dentro del conjunto morado. El pivote alcarreño representa a la cantera del club mejor que nadie y la pasada temporada ya demostró que sí se puede llegar, disputando un gran número de minutos en ASOBAL junto a su compañero de posición Pedro Fuentes y logrando robar minutos al pivote que había llegado al club como estrella, Kostadin Petrov. Esto no impidió que Romanillos tomara las riendas y firmara grandes actuaciones en el David Santamaría, como la eliminatoria de Copa del Rey frente a Liberbank Cantabria Sinfín, llamando positivamente la atención de prensa y afición.

Esta temporada, el joven pivote tiene claro que debe dar un paso al frente y colaborar con el equipo en todo lo que pueda «intentaré trabajar al máximo con mis compañeros Gastón y Javi, para intentar ayudar al equipo lo máximo posible y a ver si puedo convencer a Mariano para que me dé más minutos y disfrutar en la pista, que al final es lo más importante».

Ante la curiosidad de la prensa por cómo es el nuevo ambiente en los pabellones esta temporada con las restricciones de aforo por motivos sanitarios, Romanillos lo tiene claro «en Huesca había solo 300 personas pero les apoyaron bastante y consiguieron que se acercaran en el marcador hasta llegar casi al empate. En Nava el año pasado su afición fue espectacular, igual que lo es en Cuenca y este año no será lo mismo, pero los que vengan apoyarán al equipo con todas sus fuerzas y esperamos que nuestro público haga lo mismo cuando juguemos aquí».

Para este partido es duda Javier Bodí, que pese a entrenar con el resto de sus compañeros, mantiene un ritmo más bajo mientras continúa recuperándose de su lesión. Mariano Ortega dispone del resto de la plantilla al completo.