Esta mañana ha tenido lugar una rueda de prensa muy emotiva y especial para despedir a Mariano Ortega, técnico de Quabit Guadalajara durante casi dos temporadas.

Con palabras de agradecimiento, los máximos responsables del club elogiaron en todo momento el trabajo a todos los niveles y el saber estar del entrenador catalán «queremos agradecer a Mariano Ortega su trabajo y su labor. La Junta Directiva está satisfecha al 100% con el trabajo profesional de Mariano y su forma de ser, no solo se va un entrenador sino un gran amigo que lo ha dado todo».

El director deportivo, Javier Rodríguez se sumaba a esta opinión y apuntaba algunas razones para esta salida «nos queda poco para acabar la competición y partidos difíciles y pensamos en su momento que había que cambiar la dirección técnica. Pero estamos muy agradecidos a Mariano y esperamos que un día podamos volver a cruzar los caminos. Estoy convencido que su valía profesional y sobre todo personal, la va a demostrar dentro de poco».

Mariano Ortega mostró una vez más la maravillosa persona que es a través de sus palabras, todas buenas y de agradecimiento hacia el club, sus jugadores, todos los trabajadores y gente del equipo y por supuesto, hacia la afición alcarreña que le ha apoyado desde que llegó «han sido dos temporadas muy rápidas y difíciles, me he encontrado como en casa y quiero agradecer el trato recibido por parte de la directiva, los jugadores, la afición que me ha apoyado mucho y si se tiene que mirar un cambio, asumo que soy el máximo responsable. La situación no es tan dramática, pero va a ser difícil lo que queda y hay que tomar decisiones, como yo lo hago siempre, buscando lo mejor para el equipo».

Ortega ha querido resaltar el trabajo de sus jugadores y les ha animado a seguir mejorando de cara a lo que queda de temporada «estoy satisfecho con el trabajo que hemos hecho, los jugadores han trabajado bien y muy duro, quiero agradecer a Jota el apoyo y la ayuda que me ha dado siempre con el equipo, han trabajado al máximo pero podemos mejorar y ellos deben mejorar también. He trabajado libremente con ganas e ilusión, es una decisión que toman mirando lo mejor para el club y acepto y aprovecho para mostrar mi apoyo a Rodrigo Reñones, que es un gran entrenador y gran amigo».

También se mostró convencido y con total confianza en que el equipo va a conseguir la permanencia «no tengo duda que se va a conseguir la permanencia, siempre estamos cerca de la línea roja, pero compitiendo bien y aunque en algunos momentos ha faltado un poco de experiencia el equipo está capacitado, no va a ser fácil, pero por supuesto que creíamos desde el principio y hasta este día en este equipo».

Una vez más, el ya ex técnico del Quabit, ha demostrado su saber estar, su honestidad, su generosidad y humildad tan característicos en él y que le han hecho ganarse en poco tiempo un gran hueco en el corazón del club y de la afición alcarreña.

Le deseamos toda la suerte del mundo en sus futuros proyectos y le dejamos abiertas siempre las puertas de nuestra casa, esperando poder volver a encontrarnos pronto. Guadalajara es ya tu casa.

Un abrazo y hasta pronto, Mariano.